Blog

¿Por qué se mancha la plata?

Seguro que alguna vez os habéis encontrado con alguna joya de plata que, después de un tiempo, comienza a ennegrecerse perdiendo su brillo natural y presentando un aspecto negruzco y sucio.

No os alarméis, porque tiene fácil solución.

A continuación os contamos cuáles son sus causas y cómo evitarlas.

Lo primero que nos puede venir a la cabeza cuando vemos que una de nuestras joyas se ennegrece es que estamos ante un material de mala calidad, que no es plata 925…etc. Este es un error común.

El que la plata se oscurezca es algo totalmente normal precisamente, porque es plata.

Una de las causas mas normales es cuando la plata entra en contacto con el azufre que hay en el aire, primero genera una capa amarillenta y luego se vuelve de color negro.

¿Por qué se mancha la plata? 0

Sin embargo, hay otras causas, ya que el oscurecimiento de la plata no solo se debe al contacto con el azufre del aire.

Este proceso se puede acelerar al aplicar sobre las piezas de plata; perfumes, geles, champús, cosméticos y algunas cremas que solemos usar día a día con las joyas de plata puestas, algo que no debería ser así,  las cremas y colonias han de echarse después de haberse puesto las joyas.

Sin embargo, la causa más común y que más quebraderos de cabeza produce es el PH (nivel de acidez) de la piel.

Por esta causa, la misma pieza puede oscurecerse puesta en una persona y no en otra, en este caso la solución para devolver el brillo a la pieza seria con una gamuza limpiaplata.

Cuando el oscurecimiento sea extremo y no seáis capaces de quitarlo, podéis acudir a nuestros puntos de venta, llamarnos por teléfono o escribirnos un email a info@ninety.es para que le volvamos a dar brillo en nuestro taller.

Nuestro consejo es que guardéis todas vuestras joyas de plata lejos de cualquier exposición a la luz solar, idealmente en un joyero acolchado y en bolsitas individuales de plástico (polietileno) con cierre hermético, así retrasareis considerablemente el ennegrecimiento de la plata, ya que evitareis que los agentes externos que han afectado a una joya no afecten al resto.